PERDER EL MIEDO AL NO (Parte I)

 “Esta es la leccion: nunca abandonar, nunca, en nada, a menos que lo requiera el honor”

Sir Winston Churchill

Hoy hablaremos de la presentación de ventas. En este punto, la confianza es crucial.  Y al respecto una recomendacion personalmente valiosa: la actitud siempre precede el resultado. Si uno actua como ganador, el triunfo sera la consecuencia natural.  Si uno actua como si estuviera alegre, la alegría vendra después.

Lean con cuidado ahora: cuando anuncien a su cliente, hijo, o pareja, que le tienen una verdadera, enorme sorpresa, piérdanle completamente el miedo al no. Muéstrense, actuén y piensen sólidos como unas rocas. Y esto se los recomiendo por la siguiente, también sólida razón.

¿Queridos amigos, han pensado que un no como respuesta nos obliga a esforzarnos?. ¿A ser mejores, a salir de nuestra zona conocida de comodidad personal?. Recuerden siempre que para ser extraordinarios necesitamos un esfuerzo igual, extraordinario. Y una negativa nos ayuda a poner lo mejor de nosotros sobre la mesa.

Hace algunos años en un restaurante chino (no uno de nuestros queridos chifas) de Miami, una amiga me comentaba que el pescado no parecía fresco. Estaba muy blando, no tenia textura de fresco.

Sin embargo los peces se exhibían en acuarios especiales, y uno los pedía, y de allí mismo iban a la sartén. Como podían saber a carne guardada después?  La respuesta era simple: los pobres peces estaban como esperando su turno. Condenados a muerte. Su carne no podía saber sino a eso, a desesperanza total. Por eso tan fláccida, tan insípida.

Cogi entonces una langosta de otro acuario, y la puse junto con los peces. Mientras mi amiga distraia al dueño, yo miraba fascinado entretanto como los peces cambiaron de actitud.  Tenían que hacerlo lamentablemente. Ya la muerte no los esperaba, convivía con ellos. Y pobres, tenían que moverse, estar 100% alertas para sobrevivir!

Y la textura de su carne cambio. Una muestra algo penosa, pero verdadera, de lo que se logra cuando a uno lo ponen en aprietos. Si uno es de buena madera (y todos lo somos) responderá con una fuerza prodigiosa, inimaginable.

Finalmente por ahora: si aun actuando como ganadores perdemos la venta, o nuestra propuesta no es aceptada, ¿realmente eso es algo terrible?. La respuesta es un rotundo no. Aun cuando por mera estadística todos estemos expuestos a fallar, esas caídas nos hacen mas fuertes. Y mas experimentados, para volver a intentar.  Y finalmente ganar el juego. Siempre.

Recuerden: piérdanle totalmente el miedo al no, porque en el peor de los casos, …es un si diferido.

Juan Carlos Seminario

Managing Director at Mentor 2XSell

@Jc_seminario

// <![CDATA[ javascript“> google_ad_client = “ca-pub-7281917419072484″; /* Sep25 */ google_ad_slot = “2812813722″; google_ad_width = 728; google_ad_height = 90; //–> </script> <script type=”text/javascript” src=”http://pagead2.googlesyndication.com/pagead/show_ads.js”> </script>

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s